¿Cómo la microgerencia afecta la productividad de tu empresa?

¿Cómo la microgerencia afecta la productividad de tu empresa?

 

La microgerencia o microgestión, puede estar haciendo daño a tu negocio, algunos costos a largo plazo pueden ser bastante elevados.

Por lo general, esta acción tomada dentro de la empresa suele tener una connotación bastante negativa. Se entiende que los microgerentes, tienen una influencia inapropiada sobre los demás, usando la crítica constante.

¿Por qué tiene tan malos efectos la microgerencia?

Puede tener impactos negativos tan intensos, que está catalogado entre las tres primeras razones por las que los talentos renuncian, según Manee. El ambiente generado por la microgestión es de mucha inquietud, esto puede transformarse en ineficiencia.

Una de las principales causas es que, a los talentos cuando trabajan de este modo, les causa esa sensación de «nunca es suficiente» y van perdiendo motivación. A la mayoría de los talentos les gusta pensar de forma independiente y hacer las tareas laborales básicas sin que sean indicadas por un gerente o supervisor.

Si los gerentes colocan excesivo énfasis en los detalles, puede estancarse el crecimiento de sus departamentos. Estas acciones hacen que se pierdan los objetivos de expansión departamental, por solo atender detalles operativos del día a día.

¿Cuáles son los efectos negativos en específico de la microgerencia?

Aunque la microgestión puede ser un poco ventajosa en ciertas ocasiones específicas y a corto plazo, como por ejemplo la capacitación de talentos. Por lo general, abusar de su aplicación puede traer algunos efectos negativos como:

Disminuir la productividad

Cuando los talentos deben estar más pendientes de cambiar o actualizar su flujo de trabajo, disminuye la velocidad en la que llevan a cabo sus tareas. Piensan una y otra vez si pueden, o no, completar sus tareas de manera independiente.

Los talentos pueden volverse dependientes de sus supervisores, dando como resultado retraso, en la espera de órdenes para completar sus labores. Esto, desaprovecha todas sus habilidades y talentos únicos, que obviamente pueden hacerlos más productivos.

Moral baja

La microgerencia puede generar la pérdida de autonomía, cuando esto pasa, seguramente afectará las ganas de hacer un esfuerzo adicional por cualquier cosa.

Los niveles de compromiso de tus talentos pueden caer mucho, ya que lo microgerentes puede desanimarlos, intencionalmente o no, al tomar decisiones. Una baja moral se traduce a una decaída en la productividad segura.

 

La excesiva vigilancia puede generar desconfianza y desmotivación.
La excesiva vigilancia puede generar desconfianza y desmotivación.

 

Perder la confianza

Puede que tus gerentes o supervisores se sientan confiados, pero hacer sentir valorados a sus talentos a cargo es también esencial. Si un líder sofoca la toma de decisiones de un talento, o simplemente no confía en ellos, pueden hacerlos sentir impotentes o incapaces de hacer sus tareas laborales.

La desconfianza dentro de tu organización puede traerte muchos problemas, tus talentos pueden irse a otra empresa o simplemente están siempre inactivos hasta recibir la orden de tus gerentes.

 


 

Quieres saber ¿cómo construir confianza con trabajadores remotos? ¡Visita este artículo que te compartimos acá!

 


 

Tener menos innovación con la microgerencia

Los talentos, al sentirse menos responsables de sus resultados, hacen que mejorar y optimizar todos los procesos sea casi imposible. Al transformarse en esos «tomadores de pedidos» para sus gerentes, retrasan la innovación en sus puestos.

Disminuir el trabajo en equipo

Un ambiente donde la microgerencia está muy presente, puede ser la causa del desaliento de trabajar en equipo, sobre todo en remoto. Un talento trabajando solo para el microgestor y no entre sí, genera la falta de sinergia y empoderamiento del trabajo en equipo.

Hay que promover siempre la buena comunicación asertiva mientras se trabaja a distancia, sobre todo para lograr metas más rápido. La microgestión puede evitar que tus talentos se sumerjan o critiquen sus propias acciones laborales.

Tu negocio necesita verificar siempre si tiene problemas de microgestión internos, es momento de evitarlos una vez que los conozcas. La delegación de tareas por parte de tus gerentes, es el sector a examinar, primeramente. Todos los líderes deben centrarse mucho más en la estrategia y resultados que en la ejecución y minucias. Los talentos mejor gestionados son sinónimo de efectividad y productividad. 

¿Conoces ya los beneficios del servicio de talent management? Seguro que puede serte realmente útil en estos casos.

 
Ricardo Ollarves
Ricardo Ollarves
Copywriter para Interfell y cercano amigo del SEO. Soy Ingeniero en Informática de profesión, geek de nacimiento. Interesado por compartir mis intereses en espacios digitales, en todos lados como @ricardollarves